Las tecnicas de reproduccion asistida

Las técnicas de reproducción asistidas son aquellas que permiten a parejas que no pueden por cuenta propia tener bebes, la posibilidad de poder tener su propio primogénito con ayuda de la ciencia y un poco de estudio en laboratorio.

Existen múltiples técnicas de reproducción asistida y todas buscan generar cierto nivel de alivio a hombres y mujeres estériles que por cuestiones de la vida no pueden tener bebes. Los procedimientos de reproducción asistida no suelen ser económicos pero la mayoría son efectivos y muy sencillos.

La inseminación artificial puede ser en cierta forma la técnica de reproducción asistida más reconocida que hay, esta consiste en tomar el semen criogenizado del hombre, realizarle estudios y luego pasar por distintos procedimientos para insertarlo en el ovulo de la mujer; sin embargo, mucho de los procesos de reproducción asistida necesitan de un poco más que una inseminación artificial.

Las técnicas de reproducción asistidas datan desde hace un poco más de una década; sin embargo, con el paso del tiempo estas han evolucionado a ser uno de los procesos más efectivos de tener un bebe para parejas estériles o de un mismo sexo (mujeres).

La ciencia incluso ha avanzado un poco más al punto de manipular la genética y saber de antemano algunos rasgos que tendrá el bebe o espermatozoide designado, como su sexo o su color de cabello; no obstante, esto es relativo y un poco innecesario.

Sin más preámbulos, echemos un vistazo a los múltiples métodos de reproducción asistida que existen en la actualidad:

Fecundación in Vitro

La fecundación in Vitro o FIV es una de las más directas y eficientes de las técnicas de reproducción asistida, consisten en la generación de un embrión en un ovocito por medio de un espermatozoide bajo la técnica llamada medio de cultivo.

El procedimiento es considerado natural aunque se lleva a cabo dentro de un laboratorio, este procedimiento se realiza situando unos 200 espermatozoides alrededor del ovulo, esperando que uno de ellos lo fecunde, una vez fecundado se procede a meter dicho ovulo en una incubadora y así puede pasar unos cuantos días hasta que finalmente se introduce en el útero materno.

Para que una pareja pueda ser aceptada para proceder a la fecundación in Vitro se requiere que la causa masculina (en caso de que lo sea) sea realmente de gravedad o que sea  por una esterilidad desconocida. El procedimiento  lo puede realizar una mujer mayor de 40 años, en estado de menopausia o una persona con alteración en el endometrio.

Mujeres con problemas inmunológicos, solteras o con intentos fallidos al momento de realizar una inseminación artificial también son aptas para el procedimiento de fecundación in Vitro.

Entre las complicaciones que pueden surgir de la Fecundación in Vitro esta la gestación múltiple o lo que es igual la inserción de 2 o 3 espermatozoides a un mismo ovulo, lo que trae consigo la aparición de gemelos o trillizos, y limitado a esto por limitaciones de las leyes del país.

Comparte este post....Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin

Garantia legal para coches y motos

Al momento de comprar un  vehículo, los riesgos parecer correr completamente a nuestra cuenta pero de hecho no es asi, existe un documento llamado Garantía legal para automóviles que nos cubre por un cierto periodo de tiempo de daños en el vehículo.

La garantía legal del automóvil comienza con la especificación de cada pieza del vehículo y las condiciones de las mismas; en caso de ser un concesionario,  se especifica el estado de cada pieza (nueva) y los estudios de las mismas en el ensamble automotriz.

En el caso de no ser un auto de concesionario sino uno de segunda mano, el usuario que vende el vehículo debe especificar el kilometraje que este tiene, el desgaste que pueda tener alguna pieza notable como sus neumáticos, las bujías y cualquier otra pieza vital para el correcto funcionamiento.

El mejor alivio que puede tener un consumidor es disfrutar de la garantía legal que ofrece la marca del automóvil, la tranquilidad por la cobertura de las deficiencias que pueda llegar a tener es el mejor signo de confianza del cliente final hacia un vehículo que de por si debe generarnos tranquilidad.

No hay mucho que hablar sobre la garantía legal del automóvil, esta se adquiere desde el momento en el que se entrega el vehículo con los papeles de propiedad, es como una garantía común que se adquiere al comprar cualquier producto, solo que esta es extensa y se sostiene con algunas leyes gubernamentales.

Como conseguir una garantía legal

La garantía de legalidad se obtiene desde el momento en el que el comprador tiene derecho sobre el vehículo, cubriendo en todo caso que este pueda tener defectos, faltarle piezas o haber sido arreglado con anterioridad pero con fallas aun persistentes.

Hay que aclarar que existen dos tipos de garantías al momento de hacer una compra en un concesionario común, la garantía legal y la garantía convencional, la convencional es la que cubre los desperfectos comunes al momento de comprar el vehículo, como algún sonido por avería que el mismo traía heredado o cualquier otro desperfecto de fabrica, este debe por ley corregirse en la inmediatez a costa del mismo concesionario y si esto persiste, se procede a la garantía legal.

Las garantías legales cubren 2 años o hasta 100.000km manejados en el caso de ser un vehículo nuevo; sin embargo, para aquellos de segunda mano esto se reduce a un año (como mínimo) corriendo todos los desperfectos que pueda tener el automóvil por parte del vendedor; claro está, habiendo realizado un estudio previo de las condiciones del vehículo y de que este defecto no haya sido producido por el comprador en un mal uso del coche.

La garantía legal puede  parecer algo sencillo aunque puede ser tomado bajo estrategia para ambas partes de la venta (comprador y vendedor) aunque de igual forma, todos tenemos dicha garantía por ley.

Garantía legal para motos

Para motos de concesionario las reglas de garantía legal de RPM Garantie son exactamente las mismas; no obstante, para aquellas que son de segunda mano y requieren de una cobertura adicional pueden existir algunas empresas especializadas en el “cubrimiento” de estas condiciones, estas se encargan de dar a ejercer los derechos y de ofrecer incluso las partes del producto.

Supongamos que se nos ofrecen  productos de hasta 2 años de garantía por motos con hasta 10’ años de antigüedad y sin límites del kilometraje, esta empresa se encargara de velar por el bienestar de la moto y ofrecer las piezas correspondientes de repuesto (siempre y cuando el comprador sea sincero con la razón del daño ocasionado.

El nombre exacto de las garantías de legalidad para motos y cualquier otro vehículo es “Garantía de conformidad Legal” esto quiere decir que cualquier consumidor o cliente que no se encuentre satisfecho con el producto puede proceder a una reclamación  en donde se demuestre que dicho vehículo no es útil para su uso.

Para que la garantía legal funcione el cliente debe o no aportar cierto número de pruebas que le den credibilidad a la falla dependiendo por ejemplo del tiempo en el que esta tardo en ocurrir. Digamos que tiene 6 meses o menos de antigüedad y ha presentado un fallo terrible, en este caso el cliente no necesita aportar ninguna prueba ya que el defecto existía desde el momento de la compra.

Si es el caso en el que el cliente realiza el reclamo 6 meses después de la compra, el vendedor se encuentra en su derecho de exigir que el comprador muestre pruebas contundentes de que dicho problema existía desde el momento de la compra del producto.

Comparte este post....Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin